Envío Gratis a toda España

Iluminación Ideal para Baños

Cómo Distribuir la Iluminación de Nuestro Dormitorio

Normalmente el baño es uno de los lugares de la casa que solemos dejar de último en cuanto decoración se trata, a pesar de que consumimos una cierta cantidad de tiempo allí, no le prestamos tanta atención a detalles que si cambiáramos lo haría un lugar más agradable.

Aunque sea difícil de creer, la iluminación determina el ánimo que se tenga estando en un área, y el baño no es la excepción, por lo que una iluminación adecuada de cualquier ambiente logra una atmósfera diferente, haciendo que se logre disfrutar de la estancia en ese lugar.

Si el baño cuenta con una buena iluminación, las tareas que realizamos ahí, tanto hombres como mujeres, se pueden realizar con mayor facilidad, como por ejemplo afeitarse o aplicarse el maquillaje.

En los baños lo ideal es conservar los focos de luz blanca, ya que estos pueden mantener la temperatura ambiental y además nos permite ver los tonos de piel con más precisión.

 Luz central

Los baños tienen una luz central en la que generalmente se encuentra en el centro de la habitación, para cambiar la forma y/o la dirección en que la luz se direcciona en el baño se puede optar por lámparas de diversos focos que permitan cambiar su dirección, así se podrá direccionar cada foco a un punto diferente e iluminar el baño uniformemente.

Espejo

La luz principal del baño suele ser la que se encuentra alrededor del espejo, ya que nos permite apreciar con claridad nuestro rostro mientras practicamos las rutinas de lavado. Su función principal es evitar que se formen sombras que puedan desvirtuar lo que se aprecia en el espejo. Para que esto no ocurra, lo más práctico es posicionar los focos en ambos lados del espejo, para que de esa manera llegue la luz de ambas direcciones y se disminuyan las sobras no deseadas. Estas luces pueden ubicarse en muebles que se encuentren a los lados del espejo o empotradas en el mismo.

Ducha

Va a depender del material en que esté rodeada la ducha, si se necesita de iluminación adicional o no. Si la misma utiliza una puerta transparente se puede utilizar la luz central sin problemas. Pero si se trata de cortinas de baño o puertas de colores fuertes, lo ideal será tener un foco que esté direccionado hacia la ducha.